Pluma Salvaje

Con el aliento de vuestro pudor mi sangre de la morfina se intoxica, estéril, ni nombre en su humo la realidad oculta y el cuervo a mis ojos grazna, pinchando del pecho mío que en muerte herido el pus pulula. Será mi desvarío; destino amargo que declino en su lecho la juventud en veintiún  lobos morir. Preparada no me encuentro, vuestro nombre que al calce tengo escuchar de mi boca pronunciar deseo, sin ser opción el silencio acallada no le he estado, gritando sorda por los anocheceres en vuestras manos cual fénix florezco, y sois vos, que en truncos versos a mi sangre pincha en el salvaje grito de una pluma que no acalla.

Por nuestros nombres que en sus paredes retumban el frío averno estéril aguarda, sus nombres truncos del cuervo su pico acallan, y de mi pecho virgen que con las manos extirpo seáis vos, orgullosa y bella, el nombre de una bélica guerrera.

(A Verónica Victoria Romero Reyes)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: